¿La piel es un material sostenible?

 

Sí. En la actualidad, el impacto en su fabricación es muy bajo debido a los importantes controles ambientales existentes, como por ejemplo el  re-aprovechamiento de las aguas residuales. Ademas, debido a la alta resistencia y durabilidad del cuero, se generan mucho menos residuos en comparación, por ejemplo, con productos sintéticos equivalentes.

Y por último, y no menos importante, si los restos que generan las industrias cárnicas no se aprovechasen para la fabricación del cuero, se produciría un sobrante ingente de pieles de la alimentación que directamente serían residuos.

Según la asociación Leather Naturally, la fabricación moderna de cuero recicla alrededor de 270 millones de pieles de vaca al año, o sea alrededor de 7,3 millones de toneladas, que de otro modo se procedería a su eliminación, lo que sería mucho más contaminante que el curtido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar

Menú